Publicidad | Vea su anuncio aquí

Crean el primer fondo de "inversión ética" de Argentina

Buenos Aires, 4 sep (EFE).- Un fondo de inversión dará por primera vez en Argentina ayuda crediticia para el desarrollo de proyectos de la denominada "economía social", confirmaron hoy a Efe sus creadores.

Aveti, que se presenta como el primer fondo de "inversión ética" de Argentina, fue creada por el consorcio financiero italiano Etimos, que promueve las microfinanzas, y la fundación latinoamericana Avina, enfocada en el desarrollo sostenible.

El nuevo fondo, que este jueves se presentará en la Bolsa de Comercio de la ciudad argentina de Rosario, busca ser una fuente de financiación para un segmento social no atendido por el sector financiero tradicional en Argentina.

"Este fondo financiará proyectos que tengan un impacto socio-económico y ambiental en el lugar donde se desarrollen. El fondo da prioridad no a las tasas de interés del mercado sino la productividad de los proyectos y su impacto", dijo a Efe Emilia Colacelli, coordinadora del fondo Aveti.

Concebido como un fideicomiso, el fondo está dotado inicialmente con recursos por 1,3 millones de pesos (unos 280.000 dólares) abierto a futuros aportes de potenciales inversores interesados.

"La idea es que puedan sumarse inversores que respeten el objetivo del fondo. El objetivo central no es generar rentabilidad aunque la idea es que se genere una rentabilidad para los inversores, lo cual multiplicará el interés entre los inversores sociales y así se podrá seguir apoyando más proyectos", dijo Colacelli.

El fideicomiso tiene un período de diez años y prevé a partir del cuarto año, si hay beneficios, hacer distribución de utilidades entre los inversores.

Aveti otorgará "mesocréditos" -préstamos de tamaño medio- a empresas sociales, cooperativas proveedoras de agua potable, energía y otros servicios, proyectos productivos de la economía solidaria y emprendedores orientados a la llamada "nueva economía" o "economía verde", con el objetivo de generar impactos positivos en el ámbito donde se desarrollen.

"La idea es que estos proyectos generen no sólo rentabilidad en el sentido económico-financiero sino un beneficio social que va más allá de las ganancias económicas de una empresa", explicó Colacell. EFE

Publicidad | Vea su anuncio aquí

Publicidad | Vea su anuncio aquí