Publicidad | Vea su anuncio aquí

Jorge Sampaoli, un émulo de Bielsa, toma las riendas de la selección de Chile

Santiago de Chile, 3 dic (EFE).- Con un carácter explosivo y admirador confeso de la filosofía de Marcelo Bielsa, el argentino Jorge Sampaoli fue presentado hoy como nuevo seleccionador de Chile tras cerrar una brillante etapa en el banquillo de la Universidad de Chile.

El técnico, de 52 años, reemplazará en la Roja a su compatriota Claudio Borghi, que fue despedido unas semanas atrás tras una nueva derrota, esta vez en un amistoso frente a Serbia (3-1).

Sampaoli tiene el reto de ordenar una plantilla que en los dos últimos años se ha visto enfrascada en varios episodios de indisciplina y clasificar al combinado chileno al Mundial de Brasil 2014.

Tras la destitución de Borghi, el ahora extécnico de la U aparecía como el candidato natural para ocupar el banco de la selección, y su opción venció la tenue resistencia que oponía un pequeño sector de la directiva de la Asociación Nacional de Fútbol Profesional (ANFP) de Chile.

Admirador y émulo confeso de su compatriota Marcelo Bielsa, este santafesino nacido en 1960 es, al igual que 'el Loco' de Rosario, un asceta obsesivo del trabajo y creador, según el diario británico 'The Times', de una nueva revolución táctica en el balompié.

"Uno siempre se ha fijado en la filosofía de los equipos de Bielsa y eso fue generando esa opinión. Además, vivo los partidos con mucha intensidad, demasiada. Lo tengo que controlar, pero no puedo", opina Sampaoli.

En 1996, fue expulsado en un partido del Alumni, su equipo en la liga local de su pueblo, pero trepó a un árbol y desde las ramas continuó dirigiendo; fue la primera vez que salió fotografiado en un diario, imagen que le valió su pase al Argentino, equipo filial del Newell's, de la primera B Metropolitana.

En el 2000 Sampaoli dirigió al Juan Áurich peruano y ese mismo año se fue al Sport Boys. En 2003 llegó al Coronel Bolognesi donde estuvo hasta el 2005 para regresar al año siguiente cuando llevó al equipo de Tacna a la Copa Sudamericana.

A Chile llegó a finales del 2007 al O'Higgins de Rancagua, con el que alcanzó la liguilla del Clausura 2008 en la que su equipo fue eliminado por la Universidad de Chile.

Salió del O'Higgins a mediados del 2009 y en 2010 llegó al Emelec ecuatoriano con el que participó en la Libertadores sin superar la fase de grupos, aunque después lo llevó a la final de la Liga, a la Copa Sudamericana y a la Libertadores 2011.

En diciembre de 2010 llegó a la Universidad de Chile, con rentabilidad inmediata, pues el 12 de junio de 2011 su equipo goleó por 4-1 a la Universidad Católica, en la final del Apertura 2011. Fue el decimocuarto título en la historia de la U.

Ello le reportó la clasificación a la Libertadores 2012, y le abrió la ruta a la edición 2011 de la Sudamericana, título que se embolsó tras ganar en la final al Liga de Quito ecuatoriano.

Era el primer trofeo internacional de la U, que escribía con letras de oro el nombre de Jorge Sampaoli en su libro de historia.

La racha triunfal de la U siguió con las victorias en el Clausura 2011 y el Apertura 2012. El inicio del declive de este ciclo llegó en el segundo semestre de este año, con un plantel mermado por las bajas de las principales figuras, que emigraron al fútbol europeo.

En la última edición de la Libertadores los azules alcanzaron las semifinales, donde cayeron frente al Boca Juniors. Posteriormente, en la Sudamericana, fue eliminado en cuartos de final por el Sao Paulo, que disputará la final contra el Tigre argentino.

En el Clausura 2012, la U terminó la fase regular en segunda posición. En las eliminatorias, no pasó de los cuartos de final, tras ser eliminado por la Unión Española, que ha llegado a la final.

Ahora el 'bielsismo' regresa a Chile de la mano de Sampaoli para seducir de nuevo a una hinchada que recuerda aún con nostalgia el paso del rosarino por la Roja. EFE

gs-ns/hbr

Publicidad | Vea su anuncio aquí

Publicidad | Vea su anuncio aquí