Publicidad | Vea su anuncio aquí

Feijóo dice que solo faltan avales para comenzar construcción de barcos hotel

Santiago de Compostela (España), 10 ene (EFE).- El presidente regional de Galicia, Alberto Núñez Feijóo, defendió hoy la vigencia de los contratos entre PMI, filial del grupo mexicano Pemex, con los astilleros gallegos para construir dos barcos hoteles y aseguró que resta que las empresas concernidas constituyan los avales.

"Pediría simplemente que las empresas constituyan los avales para que ese contrato pueda definitivamente producir efectos, corte de chapa, etcétera. Lo que queda, desde el punto de vista de las empresas, es la constitución de las garantías que se exigen en todos los contratos navales", dijo Núñez Feijóo.

El presidente regional de Galicia aludió de este modo a las críticas hechas hoy tanto por el Bloque Nacionalista Gallego como por el Partido Socialista de Galicia, ambos en la oposición, que han cuestionado el retraso en el inicio de construcción de los barcos e incluso los propios pedidos.

Núñez Feijóo señaló que se remite a las declaraciones de PMI, una de las empresas del grupo Pemex, "que tiene firmados unos contratos con una empresa pública y otra privada con el visto y place de la Abogacía del Estado, de Navantia, de la Sepi, y por lo tanto, del Gobierno de España".

"PMI ha firmado esos contratos. Cuestión distinta es si otra empresa del grupo, PEP, firma o no un contrato con PMI. Son relaciones internas dentro del grupo que no afectan a las relaciones de PMI con el astillero público de la ría de Ferrol y el privado de la ría de Vigo", añadió.

El pasado 15 de octubre durante la visita que realizó a España el entonces presidente electo de México, Enrique Peña Nieto, confirmó que su Gobierno "va a continuar con las gestiones iniciadas con Pemex" por los astilleros gallegos para la construcción de dos hoteles flotantes.

Pemex Internacional (PMI) suscribió dos contratos para la construcción de dos barcos hoteles en los astilleros de Navantia en Ferrol e Hijos de J. Barreras en Vigo. EFE

flh/am/cdp/mlg

Publicidad | Vea su anuncio aquí

Publicidad | Vea su anuncio aquí