Publicidad | Vea su anuncio aquí

Raúl Castro llega a Chile en medio de gran expectación para Cumbre Celac-UE

Santiago de Chile, 25 ene (EFE).- El presidente de Cuba, Raúl Castro, llegó hoy a Santiago para participar en la I Cumbre de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (Celac) y la Unión Europea (UE), en la primera visita de un mandatario de esa isla caribeña a Chile desde 1971, cuando lo hizo su hermano Fidel Castro.

Fidel viajó a Cuba por última vez antes del golpe de Estado del general Augusto Pinochet, ocurrido en 1973, y que supuso el derrocamiento y la muerte del presidente Salvador Allende.

Se trata también de la primera vez que Raúl, quien sucedió a Fidel en la Jefatura del Estado cubano en 2008, acude a una cumbre en la que participa la UE.

La delegación cubana está integrada, además, por Miguel Díaz-Canel, vicepresidente del Consejo de Ministros, y Bruno Rodríguez, ministro de Relaciones Exteriores, que ya estaba en Santiago cuando llegó Castro.

La presencia del mandatario cubano se ha convertido en una de las esperadas en la capital chilena, porque además Cuba recibirá en Santiago la presidencia "pro témpore" de la Celac, un organismo de integración fundado en diciembre de 2011 en Caracas a iniciativa del mandatario venezolano, Hugo Chávez.

Castro fue recibido hoy con honores en el aeropuerto internacional de Santiago, desde donde se retiró de inmediato en un vehículo que lo aguardaba a pie de pista.

La visita de Raúl Castro también se ha visto condicionada por la solicitud del partido derechista chileno Unión Demócrata Independiente, miembro de la coalición del gobierno de Sebastián Piñera, de solicitar a Cuba la extradición de los presuntos autores de la muerte en 1991 del senador Jaime Guzmán, fundador de la UDI.

Piñera, anfitrión de la cumbre, pidió hoy horas antes de que llegara Raúl Castro que los implicados en el asesinato de Guzmán, que supuestamente residen en Cuba, puedan ser juzgados en el país suramericano.

En una conferencia de prensa, Piñera insistió en la gravedad de aquel suceso.

"Queremos que todos los crímenes, y especialmente uno tan grave como el asesinato de un senador de la República, puedan ser conocidos y juzgados por nuestros tribunales y los responsables asuman las consecuencias de su acción", dijo el mandatario chileno.

"En este sentido, le vamos a pedir al Gobierno cubano la mayor colaboración posible entre los gobiernos, las policías y los poderes judiciales para que este crimen pueda ser investigado, juzgado y sancionado por nuestros tribunales", agregó Piñera.

El presidente de Chile no precisó si esa petición se producirá en una reunión especial o en un encuentro informal, y si será comunicada directamente al presidente Castro; a su canciller, Bruno Rodríguez, o a algún alto funcionario de su delegación.

El anuncio de Piñera responde a una petición hecha esta misma semana por la UDI, cuyos dirigentes entregaron ayer una carta en la sede de la Embajada de Cuba en Chile.

La UDI acusa a Cuba de dar cobijo a cinco supuestos antiguos miembros del Frente Patriótico Manuel Rodríguez (FPMR), una organización ultraizquierdista ya extinguida, que en 1991 asesinó a Guzmán, ideólogo de la dictadura de Augusto Pinochet (1973-1990). EFE

erm/mf/ar

Publicidad | Vea su anuncio aquí

Publicidad | Vea su anuncio aquí