Publicidad | Vea su anuncio aquí

Michel Barnier expresa desazón por planes EEUU de regular bancos extranjeros

Nueva York, 15 feb (EFE).- El comisario europeo de Mercado Interior y Servicios, Michel Barnier, expresó hoy en Nueva York su "preocupación" por los planes de la Reserva Federal (Fed) de Estados Unidos de implementar nuevas regulaciones a los bancos extranjeros con presencia en este país.

"Los grandes bancos internacionales presentan problemas potenciales. Pero no estoy convencido del todo con el enfoque propuesto para la organización de bancos extranjeros", dijo Barnier en un encuentro con inversores en el Metropolitan Club de la Gran Manzana.

En diciembre pasado, la Fed desveló un proyecto para obligar a los bancos extranjeros a unir todas sus divisiones en EE.UU. en un mismo grupo, que estarían sujetos a los mismos estándares de capital que los grupos estadounidenses, con el fin de simplificar y equiparar las reglas que aplica a todas las entidades.

"Estamos muy preocupados por esta posibilidad", afirmó posteriormente a la prensa Barnier, quien añadió que ya ha expresado su desacuerdo con la medida en sus encuentros con las autoridades estadounidenses. "Tenemos que solucionarlo porque si no habrá medidas recíprocas en la UE", advirtió.

Barnier, que el jueves se reunió en Washington con funcionarios del Tesoro de EE.UU. y uno de los gobernadores de la Reserva Federal (Fed), Daniel Tarullo, alertó también de los "conflictos legales" que pueden conllevar "las reglas locales a transacciones que ya están cubiertas por reglas extranjeras igualmente sólidas".

Por otra parte, el responsable europeo se mostró "decepcionado por la lentitud con la que EE.UU. se está moviendo hacia los estándares de contabilidad acordados internacionalmente" y, si bien reconoció que "requiere tiempo", afirmó que "es esencial tener unos estándares básicos en común".

Por lo que se refiere a la implementación de la nueva regulación bancaria conocida como Basilea III, inicialmente prevista para comienzos de 2013 y que se ha ido retrasando a ambos lados del Atlántico, Barnier confió en que EE.UU. "respetará sus compromisos" y la pondrá en marcha en paralelo a Europa.

"Con frecuencia me enfrento a afirmaciones que apuntan a que EE.UU. no la implementará, igual que no lo hizo con Basilea II. No estoy de acuerdo con esto, porque mis conversaciones con los reguladores muestran una clara determinación de su parte de implementar completamente Basilea III", aseveró.

Barnier apostó además por aumentar la cooperación entre los dos países y poner en marcha una "verdadera alianza financiera transatlántica", que a su juicio implicaría adaptar la cooperación reguladora y de supervisión a la realidad del mercado.

"Las entidades financieras en la Unión Europea (UE) y EE.UU. tienen muy pocas barreras económicas para sus transacciones a través del Atlántico. Pero sí que enfrentan, al igual que las autoridades, muchas diferencias de regulación y supervisión", dijo Barnier a los inversores.

Esas divergencias son "innecesarias, costosas y terminan por minar la efectividad del control y la supervisión".

La iniciativa iría de la mano con las conversaciones para la Alianza Transatlántica de Comercio e Inversión entre EE.UU. y la UE anunciada esta semana por el presidente estadounidense, Barack Obama, durante el primer discurso del Estado de la Unión de su segundo mandato. EFE

Publicidad | Vea su anuncio aquí

Publicidad | Vea su anuncio aquí