Publicidad | Vea su anuncio aquí

Uruguay defiende en México nueva política antidrogas para reducir violencia

México, 6 mar (EFE).- El ministro uruguayo del Interior, Eduardo Bonomi, destacó hoy en México la necesidad de implementar una nueva política antidrogas que ayude a reducir la violencia, con medidas como la legalización de la marihuana que actualmente se debate en el Parlamento de su país.

"La guerra contra la droga ha fracasado y hay que buscar otro camino", dijo a Efe Bonomi, quien participa en el foro regional "Seguridad Ciudadana, Política de Drogas y Control de Armas" que se celebra hoy y mañana a puerta cerrada en la capital mexicana.

Estos seminarios, a los que asisten personas que tienen una preocupación común y distintas orientaciones políticas, pueden ayudar diseñar nuevas estrategias para combatir la inseguridad y al mismo tiempo generar "la promoción social", aseguró.

El foro es organizado por la Comisión Global de Política sobre Drogas, integrado por los expresidentes Fernando Henrique Cardoso, de Brasil, César Gaviria, de Colombia, y Ernesto Zedillo, de México, y destacadas figuras de otras partes del mundo.

El Gobierno de José Mujica presentó un proyecto de ley que actualmente se estudia en el Parlamento y que busca la legalización de la marihuana.

La iniciativa autoriza al Estado a asumir el control y la regulación de actividades de importación, exportación, plantación, cultivo, cosecha, producción, adquisición, almacenamiento, comercialización y distribución de cannabis y sus derivados.

El Gobierno uruguayo prevé que la legalización, que según el ministro "puede funcionar en otros lados", ayudará a disminuir la violencia derivada de los carteles del narcotráfico que lacera a Latinoamérica.

Esto es, entre otras cosas, porque su estrategia plantea dos vías, por un lado facilitar el consumo de marihuana y por el otro dificultar y penalizar más el de otras drogas duras como la pasta base de coca, que entró en Uruguay en 2002 y provocó un aumento de los robos y la violencia, explicó Bonomi.

"Hay una continua relación entre jóvenes que consumen con delincuentes que no solo venden marihuana, sino drogas mucho más duras (...) y entrando en ese consumo, que es extremadamente problemático, uno se introduce en el mundo del delito", abundó.

El proyecto sobre la despenalización de la marihuana se encuentra actualmente detenido, a la espera de que se inicie un debate en la sociedad, aunque el titular del Interior es más partidario de que primero se apruebe en el Parlamento.

"Para que haya debate ciudadano tiene que aprobarse la ley e inmediatamente" después someterla a un plebiscito para que sea derogada o confirmada, dijo.

"Con el plebiscito delante, se va a debatir", apuntó Bonomi, quien aseguró que su país no tiene el problema de violencia existente en otros países como Brasil, México y Colombia, pero con esta estrategia pretende evitar que algún día llegue a ese nivel. EFE

pem/pmc/acb

Publicidad | Vea su anuncio aquí

Publicidad | Vea su anuncio aquí