Publicidad | Vea su anuncio aquí

Gobierno salvadoreño ve positiva "tregua" de pandillas a un año de vigencia

(Actualiza con más información de parte del ministro Mungía)

San Salvador, 7 mar (EFE).- La "tregua" entre pandillas de El Salvador, tras casi un año de vigencia, es "positiva" porque ha permitido salvar la vida de más de 2.000 personas, afirmó hoy el ministro de Seguridad, David Munguía Payés.

Sin embargo, pese a los resultados positivos del armisticio, unas 2.110 personas han sido asesinadas en el país desde marzo de 2012 hasta el pasado martes, informó una fuente policial a Efe.

La "tregua" entre pandillas, que se inició el 9 de marzo de 2012, es "positiva (...) sobre todo (por) la disminución de homicidios que se dio en el año 2012 en relación al 2011", pues se registraron "entre 2.000 y 2.500 homicidios menos", indicó Munguía Payés en rueda de prensa.

En 2011 los homicidios sumaron 4.371 y en 2012, ya con la "tregua", fueron 2.376 (es decir, 1.995 menos), precisó Munguía Payés posteriormente, en un conversatorio sobre este tema celebrado en la Embajada de España en San Salvador.

Entre los períodos marzo-diciembre de 2011 y 2012 los homicidios bajaron de 3.697 a 1.761 (1.936 menos), añadió.

El ministro defendió la "tregua" al subrayar que "es lo único que ha dado resultados" para combatir la violencia en el país y sostuvo que "no ha habido ninguna oscuridad", pues algunos críticos "especulan que ha habido dinero de por medio (para las pandillas), pero no hay nada de eso".

En la rueda de prensa, Munguía Payés señaló que del 1 de enero al 6 de marzo de este año se han registrado "456 homicidios menos", en relación al mismo período del año pasado, cuando se contabilizaron 872 asesinados.

Entre el 11 de marzo del año pasado y el 5 de marzo de este año unas "2.110 personas han sido asesinadas en el país", a pesar del armisticio, dijo a Efe la fuente policial.

A pesar del impacto de la "tregua", consistente en que los pandilleros no se maten entre sí, las maras siguen "siendo el principal generador de violencia" en el país, reconoció Munguía Payés.

"No obstante, todo el proceso de disminución de violencia lleva como componente importante la tregua entre las pandillas", la cual tiene imperfecciones como todo proceso, arguyó.

Pese a ello, la "tregua", a casi un año de su vigencia, es "altamente positiva" porque ha logrado disminuir los homicidios, sentenció.

Sin embargo, el ministro reconoció que este año los promedios diarios de homicidios han "tenido un leve incremento de 0,9", en relación a los últimos meses del año pasado.

Con la "tregua" entre pandillas el promedio diario de homicidios en El Salvador bajó de 14 a 5,3 a finales del año pasado y en estos momentos es de 6, precisó Munguía Payés.

Explicó que esto se debe a "cadenas de venganzas" que aún persisten entre las principales pandillas del país.

"Las pandillas, aunque han pactado la tregua, siguen siendo rivales y no se quieren; hay muchas diferencias entre ellos y se agreden", explicó.

Munguía Payés indicó recientemente, sin dar cifras, que, pese al leve aumento diario de homicidios, en general sigue habiendo "una disminución del 50 %" de los asesinatos en el país.

La segunda fase de la "tregua", que consiste en declarar municipios libre de violencia, comenzó a ejecutarse en enero pasado en cuatro municipios de los 262 del país.

La "tregua" fue producto de la mediación del obispo castrense, Fabio Colindres y del exdiputado del gobernante Frente Farabundo Martí para la Liberación Nacional (FMLN) Raúl Mijango, de acuerdo con el Gobierno, que niega haber negociado con los pandilleros.

En los últimos días, con motivo del primer aniversario del pacto, Colindres y Mijango han celebrado visitas y otras actividades en diferentes centros penitenciarios del país, en algunos de los cuales están presos los cabecillas de maras que pactaron la "tregua". EFE

Publicidad | Vea su anuncio aquí

Publicidad | Vea su anuncio aquí