Publicidad | Vea su anuncio aquí

Irán cree acuerdo sobre AMIA con Argentina paró intromisión de EEUU e Israel

Teherán, 16 mar (EFE).- Irán cree que el acuerdo para investigar el atentado contra la mutua judía AMIA de Buenos Aires, que causó 85 muertos en 1994, ha paralizado una intromisión de Estados Unidos e Israel en las buenas relaciones entre Teherán y los países latinoamericanos.

"Esta iniciativa ha impedido a algunos países y grupos políticos interferir en nuestras buenas relaciones con los Estados de América Latina", dijo hoy el portavoz del Ministerio de Exteriores de Irán, Ramin Mehmanparast, en una entrevista concedida a la agencia oficial de noticias iraní, IRNA.

Para él, "el atentado con bomba contra la Asociación Mutualista Israelí-Argentina (AMIA) es un caso muy sospechoso, y nunca ha habido una misión imparcial encargada de investigarlo".

La Justicia argentina ha reclamado por medio de Interpol la comparecencia como supuestos implicados en el atentado de ocho altos cargos iraníes en ejercicio cuando se produjo el hecho, además de un ciudadano libanés.

El portavoz diplomático iraní subrayó que Israel ha tratado de ligar el atentado de la AMIA con Irán, pero el acuerdo con Argentina le impedirá conseguirlo, y reiteró la postura oficial consistente en negar la implicación de las autoridades de la República Islámica en la matanza.

El pasado 27 de enero, los gobiernos de Irán y Argentina firmaron un acuerdo para formar una comisión conjunta de juristas y expertos que investigue la autoría del atentado de la AMIA, documento que un mes más tarde fue ratificado por el Parlamento de Buenos Aires y aún está pendiente de ratificación por parte del Legislativo de Teherán.

Según el acuerdo, que ha sido criticado por EEUU, Israel y otros países, además de organizaciones judías, dentro de la investigación, la Justicia argentina podrá interrogar en Teherán a cinco de los ocho sospechosos iraníes.

La República Islámica de Irán insiste en que la Justicia argentina responsabilizó a Teherán del atentado bajo las presiones de los dos principales enemigos de Teherán, EEUU e Israel, y niega insistentemente su implicación. EFE

Publicidad | Vea su anuncio aquí

Publicidad | Vea su anuncio aquí