Publicidad

Boca complica a River e Independiente se permite soñar con la permanencia

Buenos Aires, 5 may (EFE).- El Boca Juniors sigue sin ganar desde hace once jornadas pero este domingo, en el clásico de fútbol argentino, ha complicado al River Plate con un empate (1-1) en su carrera por el título de la Liga de fútbol 2013.

Si no pudo ganar nada más que un partido, fastidiar al eterno rival desde una posición incómoda es lo mejor que le ha pasado al Boca este año, en el que ha superado su peor récord de diez partidos consecutivos sin triunfos, establecido en 1957, llevándolo a once.

Hundido en los últimos puestos de la clasificación, el Boca ha ampliado a cuatro puntos la distancia entre el River y el liderato del Lanús, que podría aumentar a seis este lunes si el Newell's recupera esa posición con una victoria sobre el Arsenal, en el cierre de la duodécima jornada.

El centrocampista Manuel Lanzini abrió el marcador para el River Plate a los 45 segundos de juego, uno de los tantos más rápidos en la centenaria historia del clásico, e igualó el punta uruguayo Santiago Silva (m.39) en un estadio 'La Bombonera' repleto de público.

A falta de un minuto para que terminara el encuentro fue expulsado el central del Boca Guillermo Burdisso, con tarjeta roja directa.

El River Plate ha resignado cuatro puntos en las dos últimas jornadas, el primero de ellos en casa ante el Quilmes (1-1), y el Boca Juniors, que cumple el peor comienzo de una Liga de su gloriosa historia, ganó el primer partido del torneo al Quilmes por 3-2, tras remontar un 0-2. No ha vuelto a triunfar, suma 10 puntos de 36 posibles y solamente ha anotado ocho goles.

El Independiente ha comenzado a creer en la posibilidad de mantenerse en la Primera División al derrotar a domicilio al Tigre por 0-2 con los goles anotados por el punta paraguayo Adrián Fernández.

El futbolista asunceno, de 20 años y fichado en 2011 para las divisiones juveniles del club de Avellaneda, salió ovacionado del estadio del Tigre por una afición entusiasmada por las dos victorias consecutivas del equipo, que se ha recuperado futbolísticamente con el entrenador Miguel Brindisi y que si continúa su remontada podría salir más temprano que tarde de los puestos del descenso.

Con su victoria del sábado por 1-2 ante el Argentinos Juniors, el Lanús, único invicto del torneo, alcanzó el liderato de manera provisional con 26 puntos; el Newell's Old Boys tiene 25 y un partido menos, mientras que el River Plate suma 22, a falta de siete jornadas para la finalización del torneo.

Independiente, San Martín y Unión de Santa Fe son los tres equipos que ocupan los puestos del descenso de categoría, directos, ya que esta temporada no habrá Promoción. EFE

Publicidad

Publicidad