Publicidad

Querellantes se unen a petición de Fiscalía de 75 años prisión a Ríos Montt

Guatemala, 9 may (EFE).- Los querellantes en el juicio por genocidio contra el exdictador José Efraín Ríos Montt y su antiguo jefe de Inteligencia, José Rodríguez, se unieron hoy a la petición de la Fiscalía de que los procesados sean condenados a 75 años de prisión.

El abogado Edgar Pérez, representante de la Asociación Justicia y Reconciliación (AJR), que aglutina a supervivientes y familiares de las víctimas, al presentar ante el tribunal sus conclusiones y alegatos finales dentro del juicio, solicitó "una sentencia condenatoria" en contra de Ríos Montt y Rodríguez.

"Se ha comprobado la tesis de la Fiscalía" sobre la responsabilidad de los procesados en los delitos de genocidio y deberes contra la humanidad, por la muerte de al menos 1.771 indígenas ixiles a manos del Ejército, señaló Pérez.

El miércoles, el fiscal Orlando López pidió al Tribunal Primero A de Mayor Riesgo, declarar "culpables" de genocidio y crímenes de guerra a Ríos Montt y Rodríguez, por haber ordenado la muerte de 1.771 indígenas ixiles.

"La Fiscalía solicita que a los acusados se les imponga la pena de 75 años de prisión por ambos delitos" y que se revoque el arresto domiciliario a favor de Ríos Montt, por existir peligro de fuga, solicitó López durante la presentación de las conclusiones en el histórico juicio que este miércoles entró en su fase final.

En la audiencia de este jueves, Pérez, tras detallar las evidencias que supuestamente demuestran la responsabilidad de Ríos Montt y Rodríguez, también pidió al tribunal "declararlos culpables de los delitos de genocidio, y autores responsables de los delitos contra los deberes de la humanidad".

Las acciones perpetradas por los militares que actuaron bajo las órdenes de Ríos Montt entre marzo de 1982 y agosto de 1983, tenían "la intención y propósito de destruir al pueblo Ixil", señaló Pérez.

Por su parte, el abogado Francisco Vivar, representante del Centro de Acción Legal para los Derechos Humanos (CALDH), otro de los querellantes en el juicio, también pidió que los acusados sean sentenciados por los "actos deleznables que se dieron" en la región ixil de Guatemala.

Ríos Montt, como "comandante general del Ejército, era la máxima autoridad" militar y "tuvo conocimiento de que los planes se cumplieran", por lo tanto "es responsable en calidad de autor" de los crímenes cometidos por las Fuerzas Armadas en contra de los ixiles, indicó Vivar.

En tanto que Rodríguez, aseguró, fue el responsable de "asegurarse" del cumplimiento de las órdenes emitidas por el alto mando militar, "cuya misión era la destrucción del grupo ixil".

"Los acusados son responsables de los delitos de genocidio y delitos contra los deberes de la humanidad en su calidad de autores", por lo tanto, "solicitamos que se emita una sentencia condenatoria y que se impongan las penas solicitadas por el Ministerio Público", indicó Vivar.

Ríos Montt, de 86 años, quien gobernó de facto Guatemala entre marzo de 1982 y agosto de 1983, fue acusado por la Fiscalía de haber ordenado, autorizado e implementado los planes militares con base en los cuales el Ejército cometió el delito de genocidio en contra de los indígenas ixiles.

Mientras que Rodríguez, de 67 años, quien durante el período en que ocurrieron los hechos era jefe de la Dirección General de Inteligencia del Ejército, según la Fiscalía, fue el responsable de implementar la ejecución de los planes militares.

En las próximas horas se tiene prevista la presentación de las conclusiones de los abogados de la defensa, así como el testimonio de los acusados.

Luego de ello, el tribunal entrará a valorar las mismas y emitirá, probablemente mañana mismo, la sentencia sobre este histórico juicio. EFE

oro/ca/rsm/lnm

Publicidad

Publicidad