Publicidad

Diputado español transmite "preocupación" por salvadoreña que pide abortar

San Salvador, 14 may (EFE).- El diputado socialista español Javier Barrero López dijo hoy que ha transmitido a las autoridades de El Salvador la "preocupación" de su grupo parlamentario por el caso de la salvadoreña embarazada que ha pedido abortar porque padece de varias enfermedades.

Barrero López, del Partido Socialista Obrero Español (PSOE), informó a Efe de que planteó el asunto al ministro salvadoreño de Justicia y Seguridad Pública, David Munguía Payés, y hará lo mismo con el presidente de la Asamblea Legislativa, Sigfrido Reyes.

Explicó que su grupo parlamentario pidió en una carta al presidente del Congreso de los Diputados, Jesús Posada, que se pudiera abordar el caso de "Beatriz" (nombre ficticio) con las autoridades salvadoreñas durante la visita que una delegación de diputados cumple esta semana en El Salvador, que penaliza el aborto.

Barrero, jefe de dicha delegación y vicepresidente segundo del Congreso español, aclaró que él ha tratado el caso de "Beatriz" como un asunto suyo, "particularmente como diputado, no como miembro de la delegación", integrada también por dos legisladores del gobernante Partido Popular.

El propósito es expresar "con todo respeto" al Gobierno salvadoreño "la preocupación de mi grupo y de muchos grupos parlamentarios que consideran que (el caso de 'Beatriz') tiene que tener una solución, pues está poniéndose en riesgo la vida de una persona", expuso.

El otro mensaje a las autoridades salvadoreñas es expresar "nuestra confianza en que se solucione" este caso, añadió.

Barrero López insistió en que ha actuado "al margen de la delegación" oficial, haciéndose "eco de esa preocupación que tiene el grupo parlamentario socialista en España" por "Beatriz".

El diputado español refirió que también ha abordado este caso en El Salvador a petición de la organización de derechos humanos Amnistía Internacional.

"Beatriz", de 22 años, presentó el 11 de abril pasado un recurso de amparo ante la Sala de lo Constitucional de la Corte Suprema de Justicia (CSJ) en el que solicitó permiso para someterse a un aborto porque padece lupus y una enfermedad renal. Su bebé, además, es anencefálico (no tiene cerebro).

La petición de la joven ha reabierto la polémica sobre el aborto en El Salvador, principalmente entre grupos provida y organizaciones feministas que apoyan a "Beatriz".

El presidente salvadoreño, Mauricio Funes, consideró ayer que es "Beatriz" quien tiene "derecho a decidir sobre su vida" y no las organizaciones proaborto "que buscan sacar provecho" de su caso. EFE

Publicidad

Publicidad