Publicidad

Funcionarios de toda Latinoamérica debaten en Argentina sobre política local

Buenos Aires, 12 jun (EFE).- La VII Cumbre Hemisférica de Alcaldes comenzó hoy en la ciudad de Puerto Iguazú, en el extremo nordeste de Argentina, y reunirá durante tres jornadas a autoridades de la política local de toda Latinoamérica para intercambiar visiones y nuevas formas de gestión.

La apertura del encuentro contó con la presencia de Amado Boudou, vicepresidente de Argentina, y de Maurice Fabián Closs, gobernador de la provincia de Misiones, donde se encuentra Puerto Iguazú.

La organización prevé una asistencia de más de 5.000 funcionarios públicos entre alcaldes, legisladores, autoridades de organismos supramunicipales y supranacionales, además de empresarios y consultores.

En el evento estarán representados hasta 24 países de toda América Latina como Argentina, Bolivia, Brasil, Chile, Colombia, Costa Rica, Cuba, El Salvador, Guatemala, Honduras, México, Nicaragua, Panamá, Perú, Puerto Rico, Uruguay y Venezuela.

La VII Cumbre Hemisférica de Alcaldes pretende ser un foro para compartir ideas políticas, experiencias y nuevas tendencias que sirvan para mejorar la gestión de las administraciones locales.

Bajo el título "Grandes Desafíos para los Gobiernos Locales" se debatirán temas como la inclusión, la cohesión social o el desarrollo productivo.

Para afrontar las necesidades de modernización municipal se tratará además el cambio climático y la participación ciudadana, la conciencia fiscal, las políticas de recaudación y el tratamiento de residuos sólidos.

También se producirá un intercambio en el marco de la tecnología con una Exposición de Soluciones locales, en la que más de 200 empresas presentarán nuevos equipos y maquinaria pensada para el uso por parte de este tipo de gobiernos.

La edición previa tuvo lugar en marzo de 2012 en Santiago de Chile y esta es la segunda ocasión que una ciudad argentina es sede de la cumbre después de que Mar de Plata albergase el evento en el año 2009. EFE

Publicidad

Publicidad