La federación china se reúne de urgencia para decidir el futuro de Camacho

Pekín, 20 jun (EFE).- La Administración General de Deportes de China celebró una reunión de urgencia en la que federativos, entrenadores y otros responsables del fútbol nacional discutieron la mala situación de la selección y la continuidad o no de su técnico, el español José Antonio Camacho.

Según señaló el diario "Global Times", el encuentro se celebró ayer, miércoles, en ausencia del entrenador español, con el objetivo de estudiar "la crisis de juego" que atraviesa el equipo nacional, después de tres derrotas consecutivas, entre ellas un humillante 1-5 ante la débil selección de Tailandia.

El diario oficial señala que el encuentro fue excepcional, ya que es raro que la administración estatal, que depende directamente del Gobierno, intervenga directamente en el fútbol nacional, aunque "la última derrota ha producido una pública condena del equipo, su entrenador y su enorme salario".

La derrota ante Tailandia se produjo el mismo día en que el presidente chino Xi Jinping, gran forofo del fútbol, cumplía 60 años, por lo que muchos aficionados chinos ironizaban con que Camacho le había hecho el peor regalo posible.

En la reunión de ayer se debatieron posibles recambios del técnico murciano, ex entrenador de Osasuna, Espanyol, Benfica o el equipo nacional español, aunque por ahora no se ha anunciado su marcha del banquillo chino.

Los diarios deportivos del país asiático coinciden en que un hipotético despido de Camacho sería caro (calculan que la indemnización sería de unos 7,26 millones de dólares) y la federación podría optar por la continuidad del español.

Éste, de seguir, afrontaría ahora un complicado mes de julio, ya que la selección china debe jugar un torneo cuadrangular contra los principales equipos de la región (Japón, Corea del Sur y Australia), en tierras surcoreanas, y se teme que reciba nuevos marcadores humillantes.

Durante los dos años de Camacho al frente de China, el país asiático ha fracasado en su intento de clasificarse para el Mundial 2014, ha caído 30 puestos en la clasificación de la FIFA y ha sufrido la peor goleada de su historia (8 a 0, ante Brasil).

Muchos comentaristas señalan, no obstante, que Camacho no es el único culpable de la debacle del fútbol chino, que carece de cantera y durante años se ha visto plagado de escándalos de corrupción relacionados con mafias de apuestas y compraventa de partidos. EFE