Obama inicia su gira africana con crítico estado de Mandela de telón de fondo

Washington, 25 jun (EFE).- El presidente de EE.UU., Barack Obama, inicia este miércoles una gira africana por Senegal, Sudáfrica y Tanzania centrada en fomentar el comercio y la inversión en el continente, y con el crítico estado de salud del expresidente sudafricano Nelson Mandela como telón de fondo.

"África quiere inversiones y particularmente inversiones estadounidenses", subrayó hoy en un foro empresarial el representante de Comercio Exterior de EE.UU., Mike Froman, quien acompañará a Obama en el viaje.

Mientras África "se convierte en un mercado cada vez más atractivo esperamos aumentar las exportaciones" al continente, añadió Froman.

También destacó las "historias de éxito" que se están dando en África, especialmente entre los jóvenes, con quienes Obama "hablará directamente" durante su gira.

"En esta Administración creemos en el progreso de África y en su potencial", enfatizó.

Pese al carácter económico que la Casa Blanca quiere dar al viaje, lo cierto es que el delicado estado de Mandela podría provocar cambios en la agenda de Obama, que estará acompañado en la gira por la primera dama, Michelle, y sus dos hijas, Malia y Sasha.

Mandela es un "héroe" para Obama, recordó este lunes el portavoz de la Casa Blanca, Jay Carney, quien rechazó especular sobre el impacto que el empeoramiento de la salud del expresidente pueda tener en la gira.

En principio Obama no visitará a Mandela, ingresado desde el pasado 8 de junio en un hospital de Pretoria y en estado "crítico" desde el domingo, según anunció hoy la ministra de Exteriores de Sudáfrica, Maite Nkoana-Mashabane.

"En mi país, a mi edad y a su edad, cuando la gente está enferma los dejamos tranquilos para que se recuperen", dijo la ministra a los periodistas.

También agregó que a Obama "le habría encantado" ver al expresidente y anticipó que el mandatario estadounidense podría reunirse con representantes de la Fundación Mandela.

La agenda oficial de la gira comenzará en Dakar el jueves con una reunión de Obama y el presidente senegalés, Macky Sall, seguida de un evento para destacar la importancia de la independencia judicial.

Obama y la primera dama visitarán después la isla de Gorée, punto de salida de millones de esclavos hacia las Américas entre los siglos XVI y XIX.

El viernes Obama participará en un acto sobre seguridad alimentaria, una "prioridad" de su administración, junto con líderes agrícolas de Senegal y de otros países de África occidental.

Ya en Sudáfrica, el sábado el mandatario se reunirá con su homólogo de este país, Jacob Zuma, con quien abordará asuntos como la seguridad, la promoción de la democracia y la situación entre Sudán y Sudán del Sur.

Obama también participará en un diálogo abierto a preguntas con universitarios.

El domingo los Obama visitarán la Isla Robben, donde Mandela estuvo preso, para "rendir tributo a su extraordinario sacrificio", según la Casa Blanca, y en Ciudad del Cabo acudirán a un centro comunitario en compañía del arzobispo Desmond Tutu, premio Nobel de la Paz.

Durante su estancia en Sudáfrica Obama también pronunciará un discurso en la Universidad de Ciudad del Cabo.

El lunes, ya en Dar es Salaam, Obama se entrevistará con su colega tanzano, Jakaya Kikwete, y tendrá una reunión con líderes empresariales para incrementar las relaciones comerciales con ese país.

Para concluir el viaje, el próximo martes Obama depositará una ofrenda en la embajada en homenaje a las víctimas de los atentados contra las sedes diplomáticas estadounidenses en Kenia y Tanzania del 8 de agosto de 1998, donde murieron cerca de 250 personas y resultaron heridas más de 4.000.

En la gira no se incluyó Kenia, donde nació el padre de Obama, porque "no es el mejor momento" para visitar ese país debido a las recientes elecciones y a la llegada de un nuevo Gobierno, de acuerdo con el asesor adjunto de Seguridad Nacional del mandatario, Ben Rhodes. EFE