Crece tensión entre Gobierno argentino y ferroviarios por huelga de trenes

Buenos Aires, 4 jul (EFE).- La tensión entre el Gobierno argentino y los sindicatos ferroviarios se disparó hoy después de que el Gobierno argentino los denunciara por la huelga de trenes que dejó el miércoles a miles de pasajeros sin servicio y después de que el gremio amenazara con un nuevo paro para este viernes.

El ministro de Interior y Transporte, Florencio Randazzo, denunció hoy ante un juzgado de Buenos Aires al secretario general del gremio ferroviario La Fraternidad, Omar Maturano, por el delito de "entorpecimiento de servicios públicos".

Además, la presidenta argentina advirtió a los sindicatos que no tolerará "la extorsión de nadie" durante un acto en la ciudad patagónica de San Carlos de Bariloche.

"Escucharé a los 40 millones de argentinos pero no permitiré presiones de ningún sector", dijo Fernández minutos antes de partir hacia Bolivia, donde participará en una reunión para abordar el incidente generado después de que tres países europeos impidieran el tránsito aéreo al avión del jefe de Estado boliviano, Evo Morales.

La mandataria recordó que el Gobierno argentino soportó en el "las presiones más terribles que puede soportar un gobernante cuando Néstor (Kirchner) con otros compañeros en Mar del Plata le dijeron no al ALCA (Área de Libre Comercio de las Américas) y también cuando le dijimos que no al Fondo (Monetario Internacional)".

El sindicato que agrupa a los maquinistas de trenes declaró ayer una huelga sorpresa que se vio empañada por violentos enfrentamientos entre una treintena de pasajeros y policías en la estación de Constitución, una de las más concurridas de Buenos Aires.

Maturano se desligó de los disturbios, pero no cedió y amenazó con una nueva huelga para este viernes si los maquinistas de trenes no cobran la paga extraordinaria que, según sus declaraciones, les adeuda la empresa.

La medida de fuerza que paralizó este miércoles la red ferroviaria de Buenos Aires y su área metropolitana dejó sin servicio a cerca de 800.000 personas que a diario se movilizan en este tipo de transporte. EFE