México: Un muerto, tres desaparecidos y 5.000 damnificados por Erick

Erick, que la noche de este lunes se debilitó de tormenta a depresión tropical después de haber alcanzado fuerza de huracán categoría 1 el sábado, dejó al menos un muerto, tres desaparecidos y 5.000 damnificados en el estado mexicano de Nayarit (oeste), indicaron autoridades.

El cuerpo de un hombre de 44 años fue hallado el domingo cerca del río El Indio después de que "presuntamente fue arrastrado por el arroyo", dijo a la AFP el director de Protección Civil y bomberos de Nayarit, Matín Tapia.

Las autoridades del estado buscan a otros tres adultos desaparecidos del municipio de Xalisco, el más afectado por el meteoro, y en donde El Indio llegó a crecer hasta seis metros este fin de semana.

Por efecto de Erick, que nunca llegó a tocar tierra, alrededor de 5.000 personas quedaron damnificadas, la mayoría de las cuales se encuentran ahora refugiadas en albergues.

"Hay otras que no se quieren salir por cuidar sus pocas pertenencias que les quedaron", relató Tapia.

La secretaría de Gobernación (Interior) decidió declarar el estado de emergencia en Xalisco, luego de que las autoridades de Nayarit se lo solicitaran.

Erick se debilitó la noche de este lunes a una depresión tropical y continúa desplazándose en paralelo a las costas de Baja California Sur(océano Pacífico) frente al turístico balneario de Los Cabos, informó el Servicio Meteorológico Nacional (SMN) en su comunicado de las 03H00 GMT.

El meteoro, con potencial de tormentas, viaja a una velocidad de 30 a 40 km/h con rachas de hasta 55 km/h y oleaje de 3 a 4 metros en Baja California Sur.

Las bandas nubosas de su circulación mantienen el potencial de lluvias fuertes y algunas puntuales muy fuertes, así como oleaje elevado a lo largo del litoral, unas "condiciones que se irán debilitando paulatinamente en las próximas 12 horas", según el SMN.

Erick se degradó a tormenta tropical al mediodía del domingo, luego de haberse convertido en el cuarto huracán de la temporada en el Pacífico la mañana del sábado.

En Los Cabos, las autoridades mantienen la alerta amarilla por las precipitaciones de Erick y cerraron el puerto de Cabo San Lucas a la navegación de embarcaciones menores, a la vez que prohibieron todas las actividades acuáticas en la turística bahía.

Las autoridades recomendaron a la población tomar precauciones por posibles inundaciones, probables deslaves en las regiones bajas, así como por vientos moderados a fuertes.

csc/cd