Un hispano condenado a muerte espera la última palabra de Corte Suprema EE.UU

Huntsville (EE.UU.), 16 jul (EFE).- La defensa del hispano John Manuel Quintanilla, cuya ejecución está programada para hoy en Huntsville (Texas), aún espera una suspensión por parte de la Corte Suprema de EE.UU., instancia ante la que interpuso una apelación.

Quintanilla, de 36 años, fue condenado en diciembre de 2004 por el asesinato en noviembre de 2002 de Víctor Billings, un exalguacil de ese condado.

Según las autoridades, Quintanilla mató a Billings, empleado de un parque de diversiones en Victoria (Texas), después de que éste opusiese resistencia durante un asalto cometido junto a otros dos hombres.

El reo disparó contra Billings cuando éste protegía a su esposa, quien, a su vez, resultó lesionada.

Quintanilla fue detenido en relación a otro asesinato en enero de 2003 y reconoció haber disparado contra la pareja durante el asalto, aunque posteriormente aseguró ser inocente de ese delito y que firmó la confesión debido a las presiones recibidas.

El portavoz del Departamento de Justicia Penal de Texas, Jason Clark, informó a Efe que el reo fue trasladado ya de la Unidad Polunsky en Livingston (Texas) a la Unidad Paredes en Huntsville, en donde espera noticias de la Corte Suprema a favor o en contra de su ejecución.

Indicó que la petición de suspensión de la ejecución fue rechazada el pasado día 13 por la Corte de Apelaciones del Quinto Distrito en Nueva Orleans, por lo que apelaron al Tribunal Supremo de EE.UU.

"Hasta el momento no hay noticias de la Corte Suprema, así que sigue en pie la ejecución", indicó Clark, que añadió que, de llevarse a cabo, esta sería la décima ejecución en Texas en lo que va de año y hay dos más programadas para este mes.

Las siguientes ejecuciones previstas en Texas serían las de Vaughn Ross (18 de julio) y Douglas Feldman (31 de este mes). EFE