Más de 50 ecuatorianos varados por el paro en Colombia retornan a su país

Quito, 28 ago (EFE).- Más de medio centenar de ecuatorianos, que se encontraban atrapados por el paro agrícola en Colombia, han podido retornar a su país gracias a una operación de cooperación entre los gobiernos de las dos partes, informó hoy la Cancillería en Quito.

El vicecanciller ecuatoriano, Marco Albuja, y el viceministro de Defensa, Carlos Larrea, informaron en una rueda de prensa que 36 compatriotas llegaron hoy a Quito en un avión de las Fuerzas Armadas, provenientes de la ciudad colombiana de Pasto, cercana a la frontera con Ecuador.

El avión militar con los ecuatorianos llegó esta tarde al aeropuerto de Quito, en el sector de Tababela, indicó Albuja al precisar que los compatriotas habían estado alojados en un albergue en Pasto.

El vicecanciller informó de que su retorno no pudo hacerse antes, sobre todo, por las malas condiciones atmosféricas en la zona de Pasto, así como por la posibilidad de que el paro terminara al iniciar ayer, martes, el proceso de diálogo entre los manifestantes y el Gobierno colombiano, que no ocurrió.

Además, Albuja, que viajó en el avión militar para traer a los compatriotas desde Pasto, contó que en esa ciudad otros dieciséis ecuatorianos, que no estaban en el albergue sino en casas particulares o en la carretera, se acercaron a pedir que se les ayude a volver a Ecuador.

Dicha petición, explicó el vicecanciller, ya está siendo atendida por las autoridades colombianas y ecuatorianas.

"Ya se dispuso un operativo y las autoridades de Colombia han asignado un avión que les va a llevar desde Pasto hasta Ipiales (en la frontera con Ecuador) y posteriormente irán en bus (autobús) a Tulcán", ya en territorio nacional, precisó Albuja.

Se prevé que el nuevo grupo de compatriotas llegue al país a eso de la medianoche, señaló el vicecanciller tras agradecer a las autoridades colombianas por colaborar con el regreso de los ecuatorianos.

El paro agropecuario en Colombia empezó hace más de diez días y ha dejado varios muertos y cuantiosas pérdidas económicas por el bloqueo de carreteras, según el Ejecutivo colombiano.

La huelga fue convocada por un sector de los caficultores pero ha tenido mayor repercusión entre los productores de papa, leche, tomate y hortalizas de Boyacá, que alegan ser víctimas de las importaciones de alimentos, del contrabando, del alto coste de los combustibles y fertilizantes y de la falta de apoyo estatal. EFE