Ecuador y Sudáfrica rechazan intervención y llaman a diálogo interno en Siria

Quito, 5 sep (EFE).- Los vicecancilleres de Ecuador, Mario Albuja, y de Sudáfrica, Marius Fransman, rechazaron hoy en Quito una posible intervención militar foránea en Siria y formularon un llamamiento al diálogo interno entre todas las partes involucradas en el conflicto en ese país.

Ambos viceministros de Relaciones Exteriores también condenaron el uso de armas químicas en territorio sirio e invocaron a la comunidad internacional para apoyar una solución pacífica a la situación en ese país.

Albuja y Fransman se reunieron este jueves en Quito con el fin de revisar la relación bilateral y llegar a acuerdos en torno a los ámbitos político, cultural, económico y de cooperación entre Ecuador y Sudáfrica.

No obstante, la coyuntura internacional no escapó al diálogo, en el que los dos coincidieron en condenar la situación de violencia y rechazar "cualquier acción unilateral de un país extranjero en Siria".

En el ámbito bilateral, los dos funcionarios informaron a periodistas sobre la creación de una Comisión Política, Social y Cultural y otra Económica, Comercial y de Recursos Naturales, que se encargarán de dar seguimiento a los acuerdos alcanzados en la cita.

Antes del encuentro con Albuja, Fransman se reunió con el canciller ecuatoriano, Ricardo Patiño, quien destacó la importancia del fortalecimiento de la relación entre África y América Latina.

Patiño también destacó la amplia experiencia sudafricana en materia de explotación minera y señaló el interés de su país de reforzar su relación con Johannesburgo en ese campo.

"Para nosotros es muy importante explorar nuevas alternativas de negocios entre ambos países y así continuar ampliando los lazos", enfatizó el jefe de la diplomacia ecuatoriana.

Fransman destacó la similitud de objetivos entre los dos países y remarcó que las relaciones bilaterales podrían profundizarse en los sectores de minería, educación y de cooperación en los distintos foros internacionales.

El vicecanciller sudafricano permanecerá en el país andino hasta este viernes, y tiene previsto reunirse con otras autoridades del Estado ecuatoriano. EFE