Prevén demoras en vuelos por protesta de controladores en Uruguay

Montevideo, 11 sep (EFE).- Los vuelos que lleguen y salgan de todos los aeropuertos uruguayos serán demorados a partir de este jueves, debido a movilizaciones de los controladores aéreos que reclaman al Gobierno el pago de compensaciones acordadas hace un año, informaron hoy fuentes sindicales.

Los vuelos más afectados serán los que operan en el aeropuerto de Carrasco, en la capital uruguaya, donde incluso alguna aerolíneas analizan reprogramar sus frecuencias, informaron a Efe fuentes de la terminal aérea.

La Asociación de Controladores de Tránsito Aéreo del Uruguay (Actau) anunció en un comunicado que a partir de este jueves realizarán cuatro horas diarias de paro, divididas en dos horas por turno y de manera rotativa.

Actau reclama al Gobierno del presidente uruguayo, José Mujica, el pago de una partida anual por 21 millones de pesos (unos 930.000 dólares) acordada en 2012 para compensar tareas especiales.

La paralización programada para este jueves será entre las 00.00 local (03.00 GMT) y las 02.00 local (05.00 GMT) y posteriormente entre las 12.00 local (15.00 GMT) y las 14.00 local (17.00 GMT), según las fuentes sindicales.

La huelga puede llegar a generar una importante concentración de vuelos y pasajeros en el aeropuerto de Montevideo debido a que para la próxima semana están fijadas las vacaciones de primavera en escuelas y liceos, oportunidad que muchas familias aprovechan para viajar al exterior.

El gremio de controladores anunció que la paralización se extenderá, en principio, hasta el 17 de septiembre.

La huelga afectará a los vuelos comerciales, privados, de carga y de entrenamiento, tanto en el aeropuerto de Carrasco como en el resto de las terminales aéreas del país.

Quedan excluidos de las medidas los vuelos ambulancia, en emergencia, de búsqueda y rescate y vuelos de Estado, según los manifestantes, que indicaron que el reclamo sindical "en ningún caso comprometerá de forma alguna la seguridad operacional de las aeronaves". EFE