Cuba inicia zafra azucarera con el ánimo de mejorar resultados de esta década

La Habana, 20 nov (EFE).- Cuba inició hoy su zafra azucarera 2013-2014 con el ánimo de lograr la mejor cosecha de los últimos diez años y alcanzar una producción de 1,8 toneladas del dulce, una cifra aún modesta para una industria que en otros tiempos fue la más importante del país.

"Actualmente, el propósito es hacer la mejor zafra de la última década, tanto en la producción como en los indicadores de eficiencia, rentabilidad y productividad del trabajo", señalaron hoy medios oficiales de la isla.

En la campaña 2013-2014 Cuba aspira a llegar a las 1,8 toneladas de azúcar y superar así en un 18 por ciento la última zafra, en la que se incumplieron en un 11 % los planes de producción con 192.000 toneladas menos del total planificado, según datos de AZCUBA, el grupo empresarial estatal creado en 2011 para dirigir el sector cuando se decidió la desaparición del Ministerio del Azúcar.

En esta nueva zafra molerán 49 centrales azucareras, cifra similar a la pasada campaña, de las que 31 iniciarán sus operaciones en diciembre, mientras que el resto se incorporará desde enero de 2014.

La primera fábrica en comenzar la actividad de corte mecanizado de caña este miércoles fue el central "Comandante Manuel Fajardo", ubicado en la provincia occidental de Mayabeque, a la que seguirán este mismo mes de noviembre los ingenios "Jesús Rabí" y "Mario Muñoz", ambos en Matanzas.

Considerada en otras épocas la locomotora económica del país, la industria del azúcar en Cuba entró en declive en los años noventa del siglo XX con la crisis derivada de la caída del bloque soviético y a finales de esa década el máximo de producción se situó en cuatro millones de toneladas.

El sector tocó fondo en la zafra 2009-2010 cuando se registró la peor producción en un siglo con tan solo 1,1 millones de toneladas, si bien a partir de ese año se han ido logrando discretos crecimientos.

La reanimación de la deprimida industria azucarera cubana forma parte del plan de reformas económicas emprendidas por el presidente Raúl Castro, que se propone aumentar de forma sostenida la producción de caña, perfeccionar la relación entre los ingenios y los productores y diversificar el sector.

Las proyecciones de desarrollo del sector prevén un crecimiento productivo anual del 15 por ciento hasta el año 2016, según explicaron recientemente directivos de AZCUBA.

Una de las más novedades más destacadas que se han producido en los últimos tiempos es la apertura del sector a capitales foráneos, concretamente de Brasil y Reino Unido, en una industria donde no se han permitido inversiones extranjeras en más de cincuenta años.

En noviembre de 2012 AZCUBA selló un acuerdo con la Compañía de Obras e Infraestructuras (COI) de Brasil que permitirá a esta administrar un central azucarero cubano por un plazo válido de 13 años.

En otra esfera del sector, AZCUBA y el grupo Havana Energy Ltd de Reino Unido acordaron también a finales del año pasado crear una empresa mixta que se encargará de producir energía renovable a partir de la biomasa de la caña en el central "Ciro Redondo" de la provincia de Ciego de Ávila. EFE