Sicarios matan a disparos a un neurólogo en el norte de Colombia

(Precisa en segundo párrafo evento que lideró el jefe policial)

Bogotá, 25 ene (EFE).- Supuestos sicarios mataron a disparos al neurólogo Jorge Daza Barriga en la ciudad colombiana de Barranquilla (norte), hechos por los que la Policía ofreció hoy una recompensa de 50 millones de pesos (unos 25.000 dólares).

El director de la Policía Nacional, el general Rodolfo Palomino, lideró un concejo de seguridad hoy en Barranquilla, capital del departamento del Atlántico, en el norte del país, y anunció la recompensa para quien aporte información sobre los responsables del asesinato ocurrido ayer.

"Confío en que este crimen no quede impune", manifestó el alto oficial, quien pidió colaboración ciudadana tanto en Atlántico como en los departamentos vecinos del Caribe colombiano, el Cesar y La Guajira.

El conocido neurólogo de 63 años, que había dirigido el Hospital Universitario de Barranquilla y había sido secretario de Salud de la ciudad, fue asaltado por dos desconocidos cuando llegaba a su casa y se disponía a entrar en el garaje.

Los sicarios le dispararon en al menos seis ocasiones y el médico fue trasladado por una patrulla policial al hospital, donde expiró.

Las autoridades encontraron después un vehículo incinerado en el que supuestamente habían huido los asesinos de Daza Barriga y se encuentran ahora investigando los hechos.

La candidata al Senado por la Alianza Verde Claudia López en las elecciones parlamentarias del 9 de marzo repudió el ataque y se refirió a la posibilidad de que el detenido exgobernador de La Guajira, "Kiko" Gómez, pueda estar detrás del homicidio, pues el médico se le había enfrentado en varias ocasiones.

López hizo esta denuncia en su cuenta de Twitter y además afirmó que Gómez, detenido en octubre pasado por vínculos con paramilitares, bandas criminales y su supuesta participación en tres homicidios, le ha puesto precio también a su cabeza, en este caso 200 millones de pesos (100.000 dólares), por haberle delatado.

La Alianza Verde pidió garantías para López a través de un comunicado en el que instó al presidente colombiano, Juan Manuel Santos, para que refuerce las condiciones de seguridad de la investigadora y candidata al Senado.

"Está visto que pese al esquema de seguridad que le asignó el Gobierno para protegerla, la seriedad de las amenazas de hace pocos meses, que la llevó a refugiarse en otro país para salvaguardar su vida, podrían reaparecer de nuevo", remarcó el comunicado. EFE